lunes, 5 de octubre de 2015

Con el otoño llega el romanticismo

Decorar con detalles románticos y femeninos, con influencias del estilo vintage resulta muy acogedor en esta época del año, cuando nos refugiamos al calor del hogar para disfrutar con los nuestros.



Accesorios decorativos, telas vaporosas, centros florales, estampados y gamas de color pastel son algunos de los recursos más utilizados para conseguir este atractivo efecto.



En una sala de estar con aspecto romántico no pueden faltar cortinajes de terciopelo, cuadros de marcos dorados, lámparas de araña, jarrones y un mobiliario que oscile entre lo rústico y lo vintage. Enseres con relieve, en lugar de superficies lisas, y butacas de terciopelo son bastante habituales en estos salones envueltos en romanticismo y fantasía, espacios que se abren paso gracias a la luz y a una sensación de atemporalidad absoluta.


Combinar tonos pastel, tonos crema y también ocres es otra forma de hallar ese envoltorio lleno de romanticismo y misterio para toda sala con aires románticos. Las decoraciones vintage y los estampados felinos aportan estilo y dinamismo. Las cenefas de la pared y la geometría subrayan ese aspecto de época nostálgica.




El color blanco no puede faltar en los ambientes románticos, como tampoco lo pueden hacer el violeta y el rosa
Muebles con aspecto metalizado, bellos espejos, candelabros y fotografías enmarcadas son otros aportes que ayudarán a lograr una atmósfera única, femenina y romántica.


Fotos: hgtv.com ; diva.aktuality.sk

¡HASTA LA PRÓXIMA!